La potencia del fragmento político

por el Taller de Coyuntura



Lo que pasa en política generalmente se sitúa dentro de la norma de la época, es acorde a los sentidos ya configurados y puede incorporarse a las cadenas narrativas disponibles. Hay momentos en que esa linealidad se ve alterada, cuando surgen hechos que interrumpen el circuito de lo previsible. No nos referimos a esos grandes devenires colectivos que la filosofía llama acontecimiento, sino a configuraciones más delimitadas, acaso más oscuras, y que a falta de mejor nombre llamaremos el “fragmento” o el “caso”. 

¿Cómo se constituyen estos casos o fragmentos? ¿Cuál es su potencia política? ¿Qué episodios de este tipo podemos identificar en nuestra historia contemporánea?

Continuar leyendo aquí
Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

Primera Escuela Zapatista: descargá sus cuadernos y materiales de estudio