Entrevista con Joâo Pedro Stédile, dirigente del Movimiento Sin Tierra y de Vía Campesina



Además de deforestar, los deforestadores alteran el equilibrio de la naturaleza. Sus métodos desafían a la imaginación. Ahora utilizan aviones para fumigar herbicidas en vasta regiones de la Amazonia. Un crimen de lo más grave que, como analiza Joâo Pedro Stédile, uno de los principales líderes del Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST), revela la prepotencia de los grandes propietarios de tierras de la región. Stédile fue entrevistado por Lobo Suelto!

¿Cómo evalúa las recientes informaciones sobre la utilización de herbicidas en la deforestación de áreas de la Amazonia?

JPS: Es una vergüenza. Demuestra la prepotencia de los grandes propietarios de tierra, que se consideran señores absolutos de la naturaleza y actúan sin ninguna responsabilidad social.  Actúan al contrario de lo que determina nuestra Constitución, que condiciona la propiedad de la tierra a su uso en función social y de respeto al medio ambiente.  Se trata de un doble crimen. Primero porque deforestan más allá de lo permitido y por eso fueron multados por el IBAMA (Instituto Brasileño del Medio Ambiente). Segundo, porque usan un veneno de una composición de origen químico, que mata todas las formas de vida vegetal y animal, lo que altera el equilibrio de la naturaleza. Todo para plantar el monocultivo de las pasturas, criar vacas y buscar siempre la ganancia máxima, sin ningún compromiso con los demás.


¿Cuáles medidas deben ser tomadas para ampliar el control e impedir la deforestación del país?

JPS: Primero, espero que no haya ningún cambio en el código forestal, que está siendo discutido en el Congreso. Hay que mantener los condicionantes de que en el  Bioma de la Amazonia debemos preservar el 80 por ciento de cada propiedad con reserva legal, además del respeto de las áreas de preservación permanente a lo largo de los ríos, de las fuentes de agua y en la cima de las montañas. Y de la misma forma, en el Bioma Cerrado [1] se mantengan las reglas actuales, porque  ahora éste es el Bioma más agredido por el modelo del agronegocio, con la expansión de la soja y de la caña de azúcar.
Segundo, es necesario reforzar los organismos federales y estaduales de fiscalización para que controlen, apliquen la ley y las penalidades correspondientes a quienes la violen. Tercero, es preciso crear un mapa agrícola restrictivo, que impida acceder al crédito rural y a otros incentivos para, por ejemplo, vedar el avance de la soja y la ganadería por arriba de determinado paralelo en la Amazonia Legal. Cuarto, el gobierno brasileño debería prohibir la exportación de madera originaria de los bosques nativos. Así eliminaría un mercado externo que no beneficia al pueblo brasileño y sólo atiende a la ganancia de las empresas transnacionales.  Y quinto, que se impida cualquier modalidad de fabricación de carbón vegetal, con el bosque nativo, con los Biomas del Cerrado y de la Amazonia. Y que se aplique la Constitución en lo que ella determina: las propiedades que no cumplen la función social y no respetan el medio ambiente, tienen que ser expropiadas y destinadas a la reforma agraria.

¿Y eso está sucediendo?

JPS: A pesar de ser un dispositivo de la Constitución, hasta hoy el INCRA (Instituto Nacional de Colonización y Reforma Agraria), por ese motivo, expropió apenas una hacienda en el valle de Jequitinhonha (MG). Pero podría ser aplicado a centenares de grandes propietarios infractores. Basta saber que, según el IBAMA, las multas aplicadas a grandes propiedades suman  hoy  más de 6 mil millones de Reales. Ese es también uno de los motivos de lo cambios en el Código Forestal, pues esos latifundista infractores (entre ellos tres diputados  federales) quieren una amnistía. Lo que tendríamos que hacer es, en lugar de una amnistía, expropiarlos y distribuir las tierras para la reforma agraria.
Por último, necesitamos cambiar nuestra política de producción de carne bovina, que hoy se destina en su mayor parte a la exportación, como carne natural, sin ningún proceso de industrialización. Somos exportadores de naturaleza y no de trabajo, de mano de obra. Así, exportaríamos menos, pero con mayor valor agregado y desarrollaríamos una ganadería intensiva, sin depender de la expansión de la Amazonia.

¿Cómo se posiciona el MST frente a ese  tipo de prácticas y cuáles acciones propone?

JPS: El MST, y los otros movimientos de la Vía Campesina, la Federación Nacional de los Trabajadores de la Agricultura Familiar (FETRAF), sectores cutistas de la Confederación Nacional de los Trabajadores de la Agricultura (CONTAG), los movimientos ambientalistas, las pastorales sociales que actúan en el medio rural y los investigadores agrarios de nuestras universidades, tenemos una posición unitaria en torno de esos temas, defendiendo las tesis que expuse anteriormente.

Por eso como movimiento, sólo nos sumamos a ese clamor unitario. Todos tenemos la misma visión sobre los problemas de la necesaria preservación del medio ambiente. Por eso  todos levantamos  la bandera de que es posible seguir aumentando la producción de alimentos de manera sustentable, mejorando las técnicas de producción agrícola. Sin necesidad e talar ningún árbol más.  ¡Defendemos la bandera de la deforestación Cero! En defensa de nuestras forestas y de la riqueza de nuestra fauna. Por otro lado, nos unimos todos, entidades, movimientos, universidades y sectores gubernamentales de la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria(ANVISA), Fiocruz, Instituto Nacional del Cáncer, en una campaña nacional contra el uso de agrotóxicos y por la vida. Contra esa práctica del modelo del agronegocio, con su irresponsabilidad y agresión al medio ambiente y a la salud de las personas mediante el uso de los venenos agrícolas. Práctica que ha transformado al Brasil en el mayor consumidor mundial de venenos y que, en última instancia, representa sólo ganancias para nueve empresas transnacionales.

Nota: [1] El Bioma Cerrado está ubicado en la región del Planalto Central, que ocupa el 24 por ciento del territorio brasileño, algo así como dos millones de kilómetros cuadrados.
Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

Primera Escuela Zapatista: descargá sus cuadernos y materiales de estudio